?

Log in

 
 
03 March 2014 @ 02:55 pm
McConaissance  
La verdad es que yo, como imagino muchísima gente, estoy alucinando con el subidón que ha pegado Matthew McCounaghey en el último par de años.

Ya conté en su momento que durante el mismo verano me dio muy fuerte por dos actores a los que seguí con interés desde entonces, uno fue Matthew y el otro fue RDJ. RDJ terminó por convertirse en mi actor favorito y a Matthew siempre le iba viendo cuando podía. Y míralos ahora a los dos. Robert por suerte consiguió salir del infierno en el que estaba metido y ahora es uno de los actores mejores pagados de Hollywood, reventando taquillas y básicamente él y Tony Stark se han convertido en la misma persona.

Y Matthew... Matthew siempre ha tenido talento, ahí están Tiempo de Matar o Ed TV o Escalofrío para demostrarlo, pero era un vago que iba a hacer cosas sencillas y a ganar mucho dinero sin esforzarse demasiado. Que ojo, tampoco es algo malo, cada uno con lo que se sienta más cómodo.


Pero entonces llegó un punto de inflexión en su vida, decidió que valía para algo más que rom-coms, empezó a rechazar todos los guiones que le enviaron... y gracias a eso le empezaron a enviar guiones de películas más serias y míralo ahora. Con un Oscar en la mano, y este año también se llevará el Emmy porque su actuación en True Detective es de otro mundo.

Matthew dijo en su speech que una de las cosas más importante en esta vida es tener a alguien a quien "perseguir", un ideal de persona al que querer alcanzar, un ídolo. Y que ese ídolo, para él, es él mismo en diez años. Y que de esta manera jamás alcanzarás ese ideal, porque cuando pasen esos diez años, su ídolo tendrá diez años más. Y eso está bien porque así nunca dejarás de luchar para mejorar.

Un gran consejo que a él le ha funcionado de maravilla.

Y seguramente sea una tontería, pero verle ganando el Oscar, y pensando en ese verano de hace trece años, me sentí un poquito orgullosa de haberlos escogido a ellos dos. RDJ es mi mayor inspiración porque es quien me recuerda, cada día, que por muy bajo que caigas no hay que perder la esperanza de salir de ello. Y Matthew... Que a veces, dejar lo fácil y luchar por lo difícil tiene su recompensa.

Sea como sea, felicidades, Matthew.

(Y btw qué duro ha sido ver el In Memoriam de este año...)